Main page News Archpastoral greeting on Pascha in Spanish

The Russian Orthodox Old Believer Church

The official website of the Moscow Metropolitanate.

Address: Russia, Moscow, Rogozhsky Poselok street, 1A, 5.
Phone: +7 (495) 361-51-91
e-mail: mmitropolia@gmail.com

Archpastoral greeting on Pascha in Spanish

A los Reverendísimos obispos, al devoto clero y a todos los fieles y devotos hijos de la Santa Iglesia.

Reverendísimos obispos, padres reverendos, y a todos los amados hermanos en Cristo.

Cristo ha resucitado!

Hermanos, este es el tiempo de la alegría y el gozo, ha llegado el Día de la Salvación, el día de la paz y la renovación de nuestras almas. En verdad, el día de la Pascua de Cristo es el más grande, maravilloso y luminoso de todos los días del año. En este día solemne, Cristo, con su sacrificio en la cruz, nos abrió las puertas del paraíso, y sacó del infierno las almas de los justos que estaban apresadas allí hasta su brillante resurrección.

Ahora glorificamos la grandeza del Señor, nos maravillamos con alegría de sus misteriosos caminos para nuestra salvación. Grande es el amor y la misericordia del Señor por nosotros, pecadores. Cristo nos redimió de la muerte eterna, nos adoptó para Dios, para que no fuéramos esclavos del pecado y de la muerte, sino que fuéramos libres.

Qué debemos dar al Señor por su gran misericordia? Demos continuamente gracias y alabanzas, adoremos y caigamos a sus pies. Que nuestra alegría común no sea infructuosa y se desvanezca con el tiempo. Que dé sus buenos frutos. Destruyamos la enemistad y el rencor y perdonemos a todos por la resurrección. Abracemos a todos con amor y dejemos que los que nos odian se conviertan en nuestros hermanos en Cristo, porque Cristo, humillándose, destruyó la enemistad del mundo por su sufrimiento y resurrección, y dio a sus discípulos el mandamiento de la paz, para que seamos hijos de la paz y del amor.

En la fiesta de la Pascua, los hombres se acercan cada vez más, como niños que miran con alegría el mundo circundante de Dios, en el que todo se alegra y alaba a Cristo resucitado. Sed valientes, dijo el Señor, que ha vencido al mundo y al dominador del mundo, y os ha liberado del infierno. Dónde está el aguijón de la muerte? Dónde está la victoria del infierno? Las conspiraciones diabólicas y las calumnias, los malos pensamientos y los agravios que nos atormentaban, desaparecen como el humo, como la cera de la cara del fuego, retirándose por la gracia de la luz resplandeciente de la Resurrección de Cristo.

Ahora los enemigos de la Iglesia de Cristo continúan de nuevo sus intentos de destruir la fe en Cristo resucitado, tratando de sembrar las semillas de la malicia y el odio entre las naciones, pidiendo que el mal sea considerado bueno, y el pecado una virtud. Pero la Resurrección de Cristo es una garantía de que las oscuras fuerzas demoníacas no vencerán a la Iglesia de Cristo y de que la semilla del bien nos traerá los frutos de la fe, la esperanza y el amor. Yo soy la Resurrección y la Vida. El que cree en Mí, aunque muera, vivirá. Y quien vive y cree en Mí no morirá para siempre, dice Cristo (Juan 11: 25).

Hermanos y hermanas! Amemos a nuestro Salvador, que nos amó primero. Permanezcamos en paz y amor, deseando agradar y glorificar a Cristo en todas nuestras obras. Os felicito cordialmente a todos por la fiesta de las fiestas y la celebración de las celebraciones: ¡la Santa Pascua de Cristo! Que el Señor conceda a todos los que creen en Su Resurrección la fuerza del alma y del cuerpo, la confirmación en la fe y la alegría espiritual. Que Él conserve e ilumine con el espíritu de sabiduría y firmeza a los gobernantes de nuestra Patria, que el Señor preserve a nuestra tierra de las guerras y rebeliones, de las epidemias y de la violencia de los elementos; que establezca a todas las naciones en paz y armonía y las conduzca a todas a la verdadera fe salvadora. Que la gracia de nuestro Señor Jesucristo resucitado, a través de las oraciones de su Purísima Madre y de todos los santos, y mi bendición arciprestal estén con todos vosotros. Amén.

Cristo ha resucitado!
Por la gracia de Dios, Kornily, el Humilde Metropolitano de Moscú y toda Rusia,

Ciudad de Moscú, Pascua de Cristo, 2021.